Encontraron enterrados en su casa los cuerpos de la mujer y su hija desaparecidas en Monte Chingolo: el padre admitió todo

Encontraron enterrados en su casa los cuerpos de la mujer y su hija desaparecidas en Monte Chingolo: el padre admitió todo

Cristina y su hija de 7 años Ada estaban desaparecidas desde el viernes en Monte Chingolo. Este sábado la policía detuvo a Abel Romero, la pareja de la mujer, que admitió el doble crimen y señaló dónde había enterrado los dos cuerpos.

La última persona que había tenido contacto con Cristina fue Dolores, su hija mayor, el jueves por la tarde, a través de WhatsApp. La víctima solía enviarle mensajes de audio, pero ahora solo le escribía, de una forma que hacia sospechar que no se trataba de ella.

Frente a esto Dolores decidió ir a la casa de su madre para comprobar qué estaba pasando y al llegar se encontró con Romero, de 25 años, con quien su mamá estaba saliendo desde hacía unos meses. Al lado suyo había una bolsa de consorcio negra.

Dijo que mi mamá iba a pasar la cuarentena con unas amigas y la nena y se fue“, declaró Dolores ante la Justicia. La joven entró en la casa, fue hacia la habitación de su madre y sintió un fuerte olor a humedad, como si alguien acabara de limpiarla.

Tras hacer la denuncia la Policía Científica inspeccionó el lugar y encontró manchas de sangre en las paredes. Romero fue detenido y, tras algunas evasivas, admitió el doble crimen y reveló que ambos cuerpos estaban enterrados en el fondo de la casa. Los investigadores volvieron al lugar y se encontraron con la horrorosa escena.

Fuente: Infobae