El precio del gas para autos subió un 1,5%, pero la demanda repuntó en los últimos días

El precio del gas para autos subió un 1,5%, pero la demanda repuntó en los últimos días

Un día después de la aplicación del incremento del 2,5% en el precio del litro de combustible, el costo del gas subió un 1,5% por lo que pasó de valer $25,10 a $25,42. Además, desde el sector indicaron que en los últimos días repuntó la venta del gas licuado de petróleo automotor (Glpa). El valor de la nafta Super ronda los $48,50 dependiendo de la distribuidora local. 
Vale señalar que desde el sector señalaron que la modificación a Glpa de los rodados tiene un costo aproximado de $30.000, pero las cifras terminan siendo definidas por el tipo de tanque que eligen los conductores para sus coches.
Durante la misma jornada en la cual las estaciones de servicio Shell y Axion Energy incrementaban el precio del litro del combustible en torno a un 2% para equipararse a YPF que lo hizo el día anterior pero en un 2,5%, la proveedora local de gas aplicó una suba del 1,5%,  por lo que actualmente el litro de Glpa tiene un costo de $25,42.
En referencia a la reactualización del precio del gas en la ciudad, El Litoral consultó a una de las proveedoras locales y pudo saber que desde el 2 de julio el precio del litro de Glpa se incrementó en un 1,5, mientras que los combustibles lo hicieron en torno al 2,5%. Por lo que el gas se incrementó en torno a los 32 centavos, la suba de los hidrocarburos osciló entre los 43 centavos y $1,50 por litro dependiendo del producto.
“Hemos incrementado el costo del litro de gas que antes valía $25,10 ahora cuesta $25,42, pero a pesar de esto, la demanda repuntó en los últimos días, ya que es un sistema que resulta favorable económicamente para los conductores”, dijeron desde una de las proveedoras locales. 
En cuanto a la modificación Glpa de los rodados, desde el sector indicaron que actualmente el costo ronda los $30.000, pero también aclararon que el precio final se determina de acuerdo al tipo de tanque ya que existen variedades de tanques, desde los que tienen forma de rueda de auxilio hasta los cilíndricos.
Un tanque convencional tiene 36 centímetros de diámetro por 1 metro de largo.
Cabe recordar que en noviembre del 2017, el precio de los equipos y la mano de obra tenía un costo de  $23.000, aunque variaba de acuerdo con el tamaño del tanque. Pero a fin de incrementar la cantidad de vehículos, en ese tiempo y en Corrientes toda la operación rondaba los $15.000.
“Esta opción de transformación resulta muy buena para los remiseros en cuanto se abaratan los costos, más allá de la inversión inicial que implica el sistema y a pesar de que las revisiones técnicas son más periódicas que las de los autos con tanque de combustible”, indicaron desde la distribuidora.
Se recomienda que un rodado con Glpa realice un control cada 20 mil kilómetros aproximadamente, aunque para los rodados con combustibles tradicionales se sugiere que sea cada 10 mil. 
De esta manera, se ajusta el sistema de gas que consta de una computadora, un filtro e inyectores, que funcionan en paralelo al motor, que no es modificado y queda de manera original.
En cuanto a la demanda del sistema de Glpa comentaron que las instalaciones del equipamiento se incrementaron considerablemente en el último tiempo y por mes son unas 100 operaciones las que realizan.
Cabe señalar que a fin de año del 2017, 30 conversiones aproximadamente se realizaban por mes y en el NEA se llegaba casi a las 100 intervenciones.

Fuente El Litoral