Casi 13 millones de afectados “Son coletazos de la crisis”, explicó el Gobierno sobre el aumento de la pobreza al 32%

Casi 13 millones de afectados  “Son coletazos de la crisis”, explicó el Gobierno sobre el aumento de la pobreza al 32%
Casi 13 millones de afectados  “Son coletazos de la crisis”, explicó el Gobierno sobre el aumento de la pobreza al 32%

El impacto de la inflación “Son coletazos de la crisis”, dijo el Gobierno sobre el aumento de la pobreza.

Los ministros Dante Sica y Carolina Stanley hablaron tras la difusión de los datos del Indec. 

La ausencia de Mauricio Macri para comunicar el nuevo índice de pobreza del INDEC se hizo presente. El Presidente había estado en Olivos para comunicar en septiembre de 2016 el primer número en la materia desde la normalización del INDEC: 32,2%. A partir de esa cifra aceptó ser evaluado.

También había estado presente el año pasado, cuando comunicó la reducción hasta al 25,7% en 2017. “El Presidente está representado en nosotros. Lo importante es hablar con la verdad. Tenemos como prioridad reducir la pobreza”, lo defendió la ministra de Desarrollo Social durante la conferencia de prensa en la sede de su Cartera. A esa hora el Jefe de Estado mantenía una reunión en la Casa Rosada con el secretario de Asuntos Estratégicos Fulvio Pompeo y el titular del Sistema de Medios Hernán Lombardi.

El ministro de Producción Dante Sica fue el encargado de acompañar a Stanley. “Vino a poner el pecho”, reconocían en el entorno del ex consultor. Los dos insistieron en ratificar el rumbo económico y político del Ejecutivo, justificaron el alza de pobres por el aumento de la inflación y aseguraron que seguirán trabajando para mejorar la pobreza multidimensional.

“Estamos acá porque el INDEC acaba de publicar la cifra de pobreza. La pobreza duele y hoy es un día triste como lo fue ayer, como fue hace un año. La pobreza está en la Argentina hace muchos años. Es una realidad que vivimos todos los días. Trabajamos todos los días para revertir esta situación”, rompió el hielo Stanley.

La ministra, que suspendió una reunión con organizaciones sociales señaló a la inflación como el principal generador de los 2.650.000 en un solo año. “Son coletazos de la crisis (...). Ya hemos reconocido como Gobierno, que pensamos que se podía bajar más rápido la inflación. Es el peor impuesto para las familias más pobres e impacta naturalmente en la cifra de pobreza”, reflexionó Stanley.

En el círculo más íntimo de la ministra defienden su gestión y apuntan a los resultados económicos. “No es un problema de contención social, sino un producto de la devaluación”, señalaron. El dardo parecía dirigido al ministro de Hacienda Nicolás Dujovne, otro ausente de renombre durante la conferencia. Ella lo puso en palabras. "Son coletazos de la crisis". 

La ministra defendió el enfoque multidimensional, que se utiliza en otros países para medir la pobreza; a diferencia de aquella por ingreso. El Gobierno se había propuesto elaborar una medición paralela a la del INDEC, pero esa decisión abrió un conflicto entre Stanley y el titular del instituto de encuestas, Jorge Todesca. “Decidimos que este proceso lo íbamos a hacer entendiendo la pobreza estructural, en todas sus dimensiones. Por eso seguimos trabajando en muchísimas cosas que tienen que ver con la dignidad, por eso trabajamos en integración socio-urbana y en lograr que a muchos barrios lleguen las cloacas”, sostuvo a tono con el discurso que desde hace semanas repiten varios de sus pares y que el Presidente inauguró en la Asamblea Legislativa del 1 de marzo.

El martes, la UCA había difundido un índice de pobreza multidimensional que hiere el relato oficial en ese sentido: 31,3%, casi tan alto como la pobreza medida por ingresos. Consultada por Clarín, la ministra evitó la polémica. “No quiere decir que no hayamos avanzado (en reducir la pobreza multidimensional). Nunca discutí los indices de la UCA”, dijo Stanley, que mantiene una relación cercana a la Iglesia.

Sica, en tanto, defendió el rumbo de la política económica. “Confirmamos y mantenemos el programa económico. Las acciones y el rumbo que tomamos, nos van a llevar hacia un sendero de recuperación, aunque sea más moderada pero más estable”, sostuvo.

En el Gobierno se entusiasman con una mejoría económica. Sin embargo, los ministros no se mostraron optimistas de cara al próximo índice de pobreza, que medirá el primer semestre de 2019 y se conocerá en septiembre. “Entendemos que (el dato de pobreza)puede ser similar teniendo en cuenta la inflación y los niveles de empleo. Hay que ver cómo se mueven esas variables”, pronosticó Sica, al término de la conferencia.

FUENTE: Diario Clarin.com